Así son las pruebas finales de 1º y 2º básico en Singapur.




Los niños de Singapur están entre los mejor preparados del mundo en Matemáticas. Su modelo de enseñanza ha sido replicado en 23 países y a partir del próximo año sus libros serán utilizados en una veintena de colegios en Chile. Aquí les mostramos las pruebas que les hacen a los pequeños y cómo, en segundo básico, se enfrentan a controles de más de 10 páginas, con materias que en Chile se pasan en cuarto: por ejemplo, las fracciones.



La primera vez que se midió y comparó la preparación matemática y científica entre los escolares de algunos países del mundo, Singapur obtuvo el lugar 18. Tras el magro resultado, una comisión de expertos visitó las naciones con los mejores sistemas educacionales: Finlandia, Taiwán, Gran Bretaña. Menos de 20 años después, dieron vuelta el partido. Desde 1996, este pequeño país de 4 millones 500 mil habitantes que solo tiene escuelas públicas y un 50% de sus profesores sin mayor preparación que el cartón de egreso de la media, no ha bajado de los primeros tres lugares en la prueba TIMSS (Estudio Internacional de Tendencias en Matemáticas y Ciencias).

¿Qué hicieron en Singapur para dar vueltas sus resultados? Transformaron la educación en prioridad de política pública, pero en serio. Crearon un Instituto Nacional de Educación, igualaron los sueldos de los profesores con los de ingenieros y abogados, y le dieron mucha importancia a la metodología de enseñanza. Según explicó Ling Yuan, Directora de Departamento en la Escuela Católica de Singapur y Master en Educación en el lanzamiento de una serie de libros de matemáticas de este país que comenzarán a ser usados por los estudiantes en Chile, su sistema tiene cuatro máximas:

    1. En Matemáticas, la tarea del profesor es desarrollar habilidades y destrezas para el pensamiento abstracto;
    2. El enfoque de la enseñanza se centra en la resolución de problemas, para desarrollar en los alumnos el razonamiento lógico.
    3. Tiene mucha importancia el lenguaje. Es decir, primero se enseña que sumar es agregar; y luego se plantea el símbolo: a + b.
    4. Otro de los pilares es lo que llaman el enfoque espiral que, para explicarlo en bien básico, significa: repetir una y otra vez ciertos conceptos; acumular e ir creciendo. Por ejemplo, en segundo básico aprenden a multiplicar. Pero ya en primero se les habían presentado los conceptos que están detrás de la multiplicación. Lo mismo para dividir. En primero “aprenden visualmente” lo que es dividir, y luego lo ejercitan en segundo.

Otro elemento importante son los padres. “Compartimos con ellos; se les informa lo que se les vas a enseñar a sus hijos a lo largo del año y a lo que se le dará importancia. Les explicamos la metodología para que puedan apoyarlos en sus tareas”, explicó Yuang.

ADAPTAR EL MODELO DE SINGAPUR A CHILE

A contar del próximo año será posible en Chile, para los niños de primero y segundo básico de algunos establecimientos, estudiar con los libros de matemáticas que se usan en Singapur. El libro “My Pals are Here” (“Mis amigos están acá”) fue adaptado por un equipo de especialistas, encabezado por Grecia Gálvez, doctora en Didáctica Matemática del Centro Felix Klein, una instancia de investigación y experimentación en didáctica de las Matemáticas y Ciencias de la Universidad de Santiago.

La idea es replicar lo mejor del sistema de Singapur, pero ajustado a los requerimientos del Ministerio de Educación en Chile. Por ejemplo, mientras en Singapur los niños dan los primeros pasos de la multiplicación en primero básico, en Chile esto recién comienza a verse en tercero. Lo mismo las fracciones: en Singapur las ven en segundo, en Chile, uno o dos años después. Otro tema interesante son los gráficos. En la malla de estudios chilena, se usan poco, y en general más como ilustraciones. Los niños de Singapur, en cambio, desde pequeños se acostumbran a lidiar con estos elementos como objetos de estudio, y aprenden a construirlos y usarlos.

Pero lo que más impresiona es la cantidad y complejidad de los ejercicios que los niños realizan desde muy pequeños. A continuación presentamos dos ejemplos de pruebas de fin de año aplicadas a estudiantes de primero y segundo básico de ese país. Ojo, tienen más de 10 páginas y están en inglés, que es el idioma oficial de enseñanza en Singapur:

Haga clic aquí para ver la prueba de Matemáticas de Primero Básico

Haga clic aquí para ver la prueba de Matemáticas de Segundo Básico


LOS MALOS RESULTADOS DE CHILE EN TIMSS

El TIMSS busca responder a preguntas como: ¿Manejan los alumnos las habilidades matemáticas y científicas que se espera que aprendan en la escuela? ¿Cuánto saben los estudiantes de distintos países en estas áreas? De acuerdo al Informe de 2003, la última evaluación realizada a nivel mundial, en el área matemática: “tanto en octavo como en cuarto grado, Singapur fue el país mejor posicionado, por sus altísimos logros a nivel promedio frente al resto de los países participantes” (para más información visitar: http://timss.bc.edu/timss2003i/intl_reports.html)

¿Cómo le fue a Chile en este test? Mal. Al comparar los países según su puntaje promedio, Chile se ubicó en el lugar 38 de 46 en Matemática. En Matemática, más de la mitad de los alumnos chilenos (59%) no alcanzó el estándar de desempeño más bajo descrito por TIMSS (visitar: http://www.simce.cl/index.php?id=103&no_cache=1).


2 comentarios:

Marìa Alejandra dijo...

Amigos de Juegos de Mate, los quiero felicitar por el blog, tiene excelentes artículos que nos permiten enfrentar el proceso educativo de nuestros hijos de una forma inteligente, lúdica y actualizada, sobre todo basada en la experiencia de países que han alcanzado altos niveles en su educación.

Nuevamente Felicitaciones!!

María Alejandra López.

Edith Espinoza dijo...

Me gustaría conocer las pruebas de 1°y 2° básico. Hay un link pero no salen. Me pueden ayudar?
Edith